Recuerdos Azules: Rafael Santa Cruz.

Una cosa que Rafo siempre tuvo clarísima, y que creo que es su más grande legado, es la necesidad, la urgencia, de no ignorar nuestras raíces, personales y culturales: quiénes somos y de dónde venimos. Como leí en alguna parte, ningún árbol puede crecer muy alto ni fructificar si no tiene raíces sobre las cuales crecer. Todos tendríamos que ser conscientes de la enorme importancia que tiene el conocer y valorar nuestras raíces.

Tarata, 22 años.

Cada vez que voy a este sitio recuerdo la mañana de 1992 que me tocó ir a hacer fotos allí (carnet de prensa en mano), al día siguiente del atentado con coche-bomba en la calle Tarata. Tenía que hacer fotos de lo que había quedado: el lugar parecía una zona de guerra en medio de la ciudad.

Consejillos para aprendices de periodistas

Acabo de leer un post público de nuestro amigo el dramaturgo Eduardo Adrianzén, aconsejando a los aspirantes a guionistas. Aparte de divertirme con su tierna ironía, me ha inspirado a decirles a algunas cosas a todos los periodistas en ciernes y a los pichones, algunas de las cosas que siempre pienso que les diré a... Leer más →

Flashbacks veraniegos

Y ya se acaba de pasar otro verano! Íbamos a la playa, en el auto, con mi hija y su amiga del alma: nos dirigíamos a una de las muchas playas de la Costa Verde, adonde mi madre solía llevarme en mi niñez. El sol, la hora, las risas de las nenas, el paisaje, todo... Leer más →

Ataque de nostalgias.

Teatro Mocha Graña. Foto de Lima Social Diary. https://limasocialdiary.com/cultura/arte/salon-la-nueva-casa-del-arte/ Diciembre es la época del año en la que es más fácil que las nostalgias se nos vengan encima con cualquier pretexto. Sobre todo entre quienes ya tenemos suficientes años como para haber lidiado con varias pérdidas en la vida (de todo tipo). Es casi como... Leer más →

Tarde de nostalgias…

No sé de dónde esta tarde se me vino a la cabeza una obra musical en cuya interpretación tuve el placer de participar hace... algunos años. Claro, muchos de ustedes que me leen regularmente ya saben que he sido una muy activa integrante de coros y que mi Yo musical no me deja en paz... Leer más →

Otaku Post (sin spoilers).

A lo largo de mi vida he visto muchísimas series y películas de animación, de todo tipo; para que se hagan una idea, fui una de las fans del tristemente extinto Locomotion Channel. Los de mi generación tomamos teta con aquellas viejas series y cortos de Disney, Looney Tunes y Hannah-Barbera, aprendimos a montar bicicleta... Leer más →

Esto de enseñar…

Mis padres, maestros, han dedicado toda su vida al Magisterio Nacional, alternándolo sufrida y estresadamente con la actividad privada, porque de algo hay que vivir. Entonces, una de las frases más recurrentes de mi adolescencia, especialmente en la época en que a uno lo bombardean de presiones para elegir a qué se va a dedicar... Leer más →

Recuerdos: Dudó, JAS y otras bandas ochenteras

Hoy, 30 de diciembre, se cumple el primer aniversario de la partida de Bobby Farrell, integrante del mítico grupo de finales de los 70s Boney M. Aunque los temas de este grupo me traen muchísimos recuerdos de infancia (especialmente "Holiday"), si empiezo este texto recordando la muerte de Farrell es porque este aniversario de alguna... Leer más →

Cafeteando…

Esto de ser una coffee lover a veces es un problema: creo que el 80% de veces que me sirven una taza de café, ya sea en cafeterías u otros sitios supuestamente especializados o gourmet, no quedo contenta. O no es el punto del tostado, o lo han colado muy rápido, o la molienda no... Leer más →

Las lecciones de mi traumatizante infancia

Mi generación creció en una época en que no habían psicólogos infantiles sembrando complejos de culpa en las mentes de nuestros padres. Bueno, tampoco habían vacunas contra el sarampión: pero esa es otra historia. A lo que voy es que, mientras que hoy nos arriesgamos que algún vecino nos envíe al Serenazgo por darle cuatro... Leer más →

¿Por qué…? (¡muerte a Murphy!)

Algunas cositas que siempre me pasan, y quisiera saber si a ustedes también, o si soy víctima de alguna maldición (o de algún corolario desconocido de la Ley de Murphy). - Nunca falla: si salgo de casa sin cargar mi música, en la combi no están escuchando ni siquiera Radioprogramas. Si estoy con mi música... Leer más →

Web construida con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: